CANNIBAL CORPSE
Red Before Black.

Si en la 1-2-3 de Moulinex mezclo sangre, tripas, ojos podridos, y le echo esencia de muerte, tendría un jugo rico en vitamina Gore; lo más seguro que sus fabricantes, llamados CANNIBAL CORPSE, bautizarían este producto con el nombre de “Red Before Black”.

Después de esa mierda de introducción, paso a comentar la última placa de una de las agrupaciones más brutales y clásicas del Death Metal que tiene en “The Bleeding” (1994) su mejor performance.

Si bien desde un tiempo a esta parte la agrupación del hombre con el manso cuello se ha mantenido en una especie de zona de confort, siempre cumplen con el objetivo de dejarme con el cogote pa’ la cagá de tanto cabecear cada una de sus canciones. Todo esto a pesar que CANNIBAL, en la actualidad, tiene un sonido más limpio si comparo sus últimas placas con trabajos como “Eaten Back To Life” (1990) o “Butchered At Birth” (1991). Pero en “Red Before Black”, el mérito está en que no han tranzado con la brutalidad, eso es una impronta que nunca se perderá en cada una de las creaciones de los oriundos de Tampa.

El trabajo consta de doce vehementes creaciones que no distan tanto de sus últimos trabajos como “Torture” (2012). Eso, básicamente, porque –al igual que El Despreocupado– ‘tienen la fórmula perfecta’, y esta se puede condimentar con más o menos velocidad sin sonar forzado; son años de brutalidad los que avalan el éxito de esta agrupación.

En base a lo anterior, ¿Se extraña a Jack Owen o a Chris Barnes? En este panel al menos no, y sin desmerecer a ambos personajes, considero que las vociferaciones de George ‘Corpsegrinder’ Fisher son cada día más bestiales. Mientras que los riffs creados por Rod Barret y Pat O´Brien, me han hecho olvidar de cierto modo el gran trabajo realizado por su antecesor y actual guitarrista de SIX FEET UNDER. Por otro lado, no podemos dejar de mencionar el correcto accionar de Alex Webster y Paul Mazurkiewicz quienes, como ya es habitual, no desentonan y aportan con un par de machetazos para destrozar tu cráneo.

En líneas generales, “Red Before Black” es un álbum correcto, no magnifico, pero correcto. Pero sinceramente pienso que les hace falta un remesón para que quizás retrocedan un poco en el tiempo y nos regalen algo en la línea del “Vile” (1996) o del “Gallery Of Suicide” (1998). Todo esto tomando en cuenta que a estas alturas cuestionar a CANNIBAL CORPSE es una falta de respecto digna de una patá en la raja. ¿Será que me estoy poniendo muy regodeón?

Por Gustavo Maldonado G.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Don't have account. Register

Lost Password

Register